XXX Maratón de Sevilla [Mi crónica – Parte 2 – La Carrera]

La carrera

1938002_10152616851154112_1364724547_n

El principio

La carrera no pudo tener peor inicio para mí. En los primeros 300 metros ví que mis piernas no tenían ritmo. En las últimas medias maratones que había entrenado me habían salido unos tiempos de 1h:50min y éste no estaba siendo el caso. Pesadez, falta de fluidez en la zancada, torpeza en mis pasos y otra serie de sensaciones similares comenzaron a invadirme. Al terminar el primer kilómetro vi que la mitad de los geles que me había llevado a la prueba (6 para evitar desgracias), habían desaparecido de mi cinturón portadorsales y por si fuera poco, mientras ponía a salvo a los 3 geles supervivientes, se me rompió el dorsal por una de las esquinas.

Ciertamente ése fue un momento muy crítico, pues que se me produjesen tantos inconvenientos en tan poco tiempo en una prueba tan larga y tan al principio era muy desalentador. Sin embargo me serví de experiencias pasadas, como del Triatlón de Málaga o el Triatlón de Sevilla, para mantenerme tranquilo y concentrado. Llegados a este punto la experiencia es todo un grado.

Los kilómetros comenzaron a pasar y pude ver a Viruta (km 6), Joselito, Julia, Enrique (padre), Inma (todos km 7), Joaquín (km 9) y David (km 15), quienes se habían acercado a verme correr. Durante los kilómetros 10-21 la carrera se me hizo muy cuesta arriba. Arrastraba muy muy malas sensaciones en mis piernas y no veía claro que pudiese terminar. Utilicé mi “truco” principal para cuando voy mal, que es concentrarme de lleno en todo lo que puedo controlar: respiración nariz-boca, llevar una buena pisada, una correcta posición de hombros, mantenerme bien hidratado, etc.

SONY DSC

El punto clave

El km 21 supuso para mí un punto de inflexión por tres razones:

  1. No pude ver a Borja y me mentalicé de que continuaría corriendo la prueba por mi cuenta.
  2. Pensé: llegados a este punto me vale con hacer lo mismo que hasta ahora. Estoy a la misma distancia de la meta tanto si sigo hacia delante como si volviese hacia atrás.
  3. Poco a poco comencé a encontrarme mejor y pasé los mejores kilómetros de toda la prueba.

Seguía con la misma cadencia, pero no me sentía ni tan fatigado ni tan pesado como antes y como por arte de magia me encuentré con un gel, en perfecto estado entre dos botellas de agua en un avituallamiento. Lo recogí y me dediqué a lavarlo concienzudamente con agua durante los siguientes minutos, ¡ya volvía a estar a tope de geles!.

Una vez hube pasado el km 30 ya supe que tenía el maratón al alcance de mi mano. Durante todo este tramo me volví a encontrar con Julia y Enrique (padre), Alejandra (km 26) a mis padres, a Borja, que me cogió sobre el km 34, a Donis (camaleón que comenzó conmigo la carrera), a Belén (km 35) y también de nuevo a mi amigo David (km 38).

borja y yo2

Final

Todo ese tramo (km 30-38), lo pasé con bastante comodidad, pero nada más llegar al km 39 sufrí una muerte súbita. Mis piernas no podían más aunque mi mente dijese ¡vamos!. En ese punto alcancé a José Antonio (camaleón con quien también comencé la carrera) y me encontré con Encantado y a Juanlu (también del Camaleón, pero ellos iban en bici).

Anduve con ellos como unos 300 metros y tras eso algo hizo click en mi cabeza: recordé que mi novia me estaba esperando en la meta. Durante las 4 horas de travesía que había llevado hasta ese momento, ella había sido un gran estímulo emocional para mí por varias razones: iba a a ser la primera vez que me viese participar en una carrera, ella tenía que hacer un gran esfuerzo para acercarse hasta la carrera y sabía que ella llevaba ya un buen tiempo esperándome. Además, especialmente desde el km 30, tenía unas ganas horrorosas por verla y darle un beso.

Aquello me hizo retomar la marcha a pesar de no quedarme fuerzas. Ya entrando al Estadio Olímpico (lugar donde estaba la meta), justo la vi y me lanzó una sonrisa de complicidad. Yo exhausto, casi rompo a llorar en ese momento. Nada más cruzar la línea de meta me abracé a Borja y tuve la sensación deportiva más satisfactoria que he tenido en toda mi vida. Siempre pensé que nunca lograría terminar un maratón, pues sentía que era un muro que nunca podría escalar. Me alegra enormemente haber estado tan equivocado y ver que mis límites están aún por llegar. Mi marca de 4h 31 min es algo perfectamente superable, aunque aún no sé cuándo volveré a participar en esta prueba. De momento este año me voy a centrar en disfrutar del calendario triatlético que me he confeccionado. Ya habrá tiempo en el futuro de pensar en las largas distancias.

¡¡Muchísimas gracias a todos por haber estado ahí!! Nunca antes había venido tanta gente a verme correr y eso me motivó muchísimo. ¡Sóis geniales!

¡Ya soy maratoniano! ¡Un abrazo!

Anuncios

4 comentarios en “XXX Maratón de Sevilla [Mi crónica – Parte 2 – La Carrera]

  1. Felicidades Ricardo por disfrutar/sufrir las alegrías y sinsabores de un maratón. Siempre parece inalcanzable… hasta que lo alcanzas. Disfrútalo!

  2. ¡Enhorabuena Ricardo!
    Como bien has dicho el maratón no es tu límite. Ya te dije que el IM te lo vas a ventilar, ya verás. En cuanto a la motivación es importantísimo tener buenas fuentes y veo que no te faltó en ningún momento de la prueba.
    Y si, ¡Ya eres maratoniano! ¡Grande Ricardo!
    ¡Un abrazo norteño!

    • ¡¡Muchas gracias Sergio!! Jejeje El IM ya llegará, pero ni me quiero imaginar lo que se ha de sufrir en él. Desde luego la motivación fue en esta carrera el aspecto más importante y gracias a ella el físico fue resistiendo lo que se le puso por delante. ¡¡Muchas gracias y mucha suerte para el Soplao y Monegros!!
      ¡¡Un abrazo sureño!!

¿Qué te ha parecido? ¡Escribe un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s